miércoles, 25 de mayo de 2016

Montaje y desmontaje de muebles para una Mudanza

Si te estás planteando el cambiar de casa y decides hacer la mudanza por ti mismo en lugar de contratar una empresa de mudanzas como Mudanzas Valencia CPT o bien desde dicha empresa te aconsejan que seas tu mismo el que realice el desmontaje de los muebles antes del día de la mudanza,, asegúrate de que sabes cómo preparar los muebles para el traslado con seguridad y evitando lesiones mientras que haces el trabajo pesado.

Saber qué muebles hay que trasladar

Puede parecer una idea de perogrullo, pero es muy útil hacer un inventario de los elementos que tienes que trasladar, el tiempo que será necesario para el montaje y desmontaje de los muebles y preparar cada uno e ellos para el traslado, así como aquello que se puede preparar con antelación. Por ejemplo,si vamos a trasladar las camas, estas se tendrán que desmontar en el último día, salvo que no vayamos a dormir en esta casa, o queramos hacerlo en el suelo, pero por ejemplo la liberría del despacho si que puede prepararse con algunos días de antelación.

Medir puertas y pasillos

Antes de empezar a desmontar para el traslado los muebles, tenemos que asegurarnos de que estos van a pasar a través de todas las puertas, pasillos, ascensores o escaleras. A veces se puede mover muebles sin tener que desmontarla, pero para piezas de gran tamaño, como sofás, es posible que tengamos que quitar las puertas antes de tratar de moverlos.

Una regla de oro es mantener siempre los muebles en una sola pieza, siempre que se cumplan estas 3 condiciones:
  • Que pueda pasar a través de los pasillos y las puertas.
  • Que no sea demasiado pesado para levantar y mover.
  • Que por no desmontarse, no corra el riesgo de sufrir daños durante la mudanza.

Por ejemplo, siempre es una buena idea tratar de desmontar las patas de una mesa antes de mover la mesa del comedor a través de los pasillos y puertas, ya que las patas suelen ser frágiles y pueden dañarse con facilidad durante la mudanza.

Una vez que ya sabemos qué muebles necesitan ser desmontados con el fin de moverlos, el siguiente paso es obtener las herramientas y equipos adecuados.

Las herramientas y equipo adecuados

Seleccionar las herramientas que tendrán que utilizarse para desmontar las patas de las mesas, camas, mesas, puertas o marcos. Además serán necesarios otros objetos como bolsas de plástico con cierre tipo cremallera, un marcador permanente, mantas viejas para envolver las piezas más frágiles y cinta de embalaje que puede ser utilizado para envolver y proteger estos elementos.

También recomiendo alquilar un carro junto con las correas de sujeción que permitirán mover los objetos más pesados y que te ayudarán a proteger su espalda al mover las piezas más pesadas, evitando lesiones.

Desmontar Primero los muebles

Preparar primero las piezas de mobiliario que requieren el desmontaje de las mismas es una buena opción. Estos muebles serán los que más tiempo consumen, por lo que es mejor empezar por ellos y no dejarlos para el final cuando el cansancio puede haber hecho mella.

Retira las piezas que se pueden quitar. En particular, las patas de mesas, tapas de cristal, estantes o marcos de la cama. Desmonta una sola pieza a la vez y guardar las tuercas, pernos y arandelas en la bolsa de plástico. Escribe en el exterior de dicha bolsa a qué pieza pertenece y qué herramientas se necesitan para volver a montarla.

Cómo hacer que las piezas no se pierdan

Un quebradero de cabeza bastante habitual, es tener todo organizado y a mano en el momento en que se necesita. Para ello es adecuado pegar con cinta de embalaje las bolsas en las que hemos introducido los tornillos, arandelas... en una parte del mueble al que pertenecen que no sufra daños al despegar la cinta antes de empezar con el montaje de dicho mueble en nuestro nuevo hogar.

Si el mueble tiene un montón de piezas, numera las partes "1 de 5", "2 de 5", etc ... Use una pequeña etiqueta y aplicar a la parte inferior.

Si es posible, también de conseguir recuperar los libros de instrucciones de montaje que se incluyen con los muebles.

Empaqueta cualquier cosa que se pueda embalar

Retira los cojines y almohadas y colócalas en bolsas de basura de plástico transparente, sujeta las bolsas también, y asegúrate de que no hay agujeros. Estas bolsas se pueden utilizar para proteger piezas frágiles o para rellenar los agujeros o espacios vacíos en el camión, para evitar que las cajas puedan moverse en su interior durante el transporte.

Envuelve las piezas con mantas o plástico de burbujas y asegura con una cinta o cuerda las cajas. No uses cinta directamente sobre superficies pintadas o acabados que puedan resultar dañados.

Muebles de carga pesada en el primer carro móvil

Si vas a realizar tu mismo la mudanza y ya has alquilado un camión para el traslado o transporte de la mudanza, asegúrate de que sabes cómo cargar el camión. Sofás, electrodomésticos, mesas, armarios y cofres (en general todos los elementos pesados) deben cargarse primero y colocarse en la parte trasera del camión.

Si por el contrario has solicitado el servicio de mudanza a una empresa de mudanzas,, ellos se ocuparán de la carga del camión y la garantía de que todos tus muebles llegarán en una sola pieza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario